• José Satorre

El Secreto Detrás de Una Piel Perfecta: La Doble Limpieza Facial Coreana

Actualizado: ene 9

La base de cualquier rutina de belleza es la limpieza. Las coreanas, conocidas por sus complejos rituales de belleza, lo saben mejor que nadie.

From Korea With Love Blog Doble Limpieza Facial Coreana

La limpieza facial es fundamental para tener una piel hidratada, brillante y suave. Además, de ser clave a la hora de mantener los poros limpios y libre de brotes y espinillas.


El ritual de la doble limpieza facial consta de dos partes -cómo su propio nombre indica.


La primera limpieza facial


La primera parte de la limpieza facial comienza con el uso de un desmaquillante sobre la piel seca. Se comienza por los ojos. Para ello usaremos un disco de algodón o un bastoncillo de los oídos empapado en algún producto desmaquillante. Existen productos específicos para desmaquillar los ojos como, Sioris Goodbye Makeup Remover. Hay chicas que prefieren usar agua micelar para este paso; si es tu caso, te recomiendo Beauty Water de Son& Park; un limpiador multitasking, que además de limpiar; también hidrata, exfolia y tonifica el rostro. Otra loción, que puedes comprar, en Korean Beauty Shop, para la misma tarea es JYLOR Lotion Micellaire Imprégnée d’Or 24k. En otros casos; especialmente cuando no dispones de mucho tiempo, ó tienes prisa; también tienes la opción de usar toallitas limpiadoras como Cremorlab T.E.N. Cremor Cleansing Veil. Además, también puedes encontrarlas en formato monodosis para cuando estés fuera de casa o viajando, Keenoniks Camo Cleansing Pad.



Continuaremos desmquillando el resto del rostro. Para ello utilizaremos cualquier limpiador de base aceite que nos ayudará a eliminar cualquier resto de maquillaje. Algunos de los más populares son Gentle Deep Cleansing Oil de Klairs ó Sioris Fresh Moment Cleansing Oil. Otros limpiadores de aceite, que además cumplen otras funciones, como iluminar por ejemplo, son GRAYMELIN Vita Yuja Cleansing Oil, ó Klavuu Pure Pearlsation Divine Pearl Cleansing Oil.



También pensados para la primera limpieza, aunque no sean de aceite, encontramos la leche limpiadora Sioris Cleanse Me Softly y Cremorlab T.E.N Cremor Eau Thermale Cleansing Balm, en formato bálsamo limpiador. Similar al anterior, Banila Co Clean It Zero Cleansing Balm Original; es un éxito comercial redondo; llegando a existir varias versiones del mismo. Lo mismo ocurre con el limpiador, All Clean Balm de la marca Heimish.


Banila Co Clean It Zero

Si disponemos de tiempo, al final de la primera limpieza, es interesante efectuar un automasaje sobre el rostro, de uno o dos minutos. Activa la circulación sanguínea y promueve que la piel tenga un aspecto saludable y radiante.


Cuando hayamos terminado con la primera limpieza aclararemos los restos del desmaquillante con agua tibia.